En nuestro intento de visitar el Paris “más diferente y desconocido”, nos propusimos visitar las Catacumbas, de las que teníamos muy buenas referencias y parecía un sitio adecuado para cumplir nuestras dos premisas. Sin embargo, tras la visita, ya podemos decir que se debe eliminar de esa lista de desconocidos, aunque sí la mantenemos en el París diferente, no por la cantidad de gente, sino por lo que descubrimos en la visita.

Lo primero es dar información útil al viajero para que sepa a que se expone allí, hablamos de un lugar diferente con un horario restringido (abre todos los días, excepto lunes) de 10 a 17, siendo la última admisión a las 16, lo que supone que si estáis en cola a las 15 y os quedan 2 horas, mejor no sigáis en ella, porque no entraréis.

¿Y cómo sé cuánto tiempo me queda “en cola”? Este dato siempre es difícil, por eso he creado un mapa de la plaza que rodea la entrada con los tiempos previstos de espera según vuestra ubicación.

De esa forma, sabréis si merecerá la pena o no quedaros allí… os lo dice alguien que estuvo casi 180 minutos de cola y lo digo claro, creo que no hay casi nada que merezca 3 horas de cola… aunque lo vimos dentro fue muy interesante, pero no estaría más de 2 horas esperando a verla, mejor volvería otro día más pronto a intentarlo.

¿Y a qué son debido esas colas? Principalmente, a que cada vez es un lugar más conocido, unido a que París es la ciudad más visitada del mundo, pero, sobre todo, a que sólo pueden estar dentro 200 personas a la vez, por lo que los grupos de entrada, son muy reducidos y el ritmo es muy lento.

¿Qué son las Catacumbas de París?

Consiste en una red de túneles y cuartos subterráneos localizados en lo que, durante la era romana, fuesen minas de piedra caliza. Las minas fueron convertidas en un cementerio común a finales del siglo XVIII.

Su nombre oficial es “Les carrières de Paris“, en francés, pero son ampliamente conocidas como “las catacumbas”. Aunque su visita oficial solamente comprende las minas del decimocuarto “arrondissement”, o decimocuarto municipio, también existen minas en el quinto, sexto, duodécimo, decimotercero, decimocuarto, decimoquinto y decimosexto arrondissement.

Huesos en las Catacumbas de París

Sólo aproximadamente un kilómetro y medio de las catacumbas, de los más de 300 en total, se encuentra abierto al público para una visita “turística”.

Historia de las Catacumbas de París.

El uso de estas desgastadas minas, para el almacenaje de huesos humanos, fue establecido en 1786 por Monsieur Thiroux de Crosne, teniente general de la policía, y por Monsieur Guillaumont, inspector general de las minas; todo eso debido principalmente al exceso de restos humanos que llenaban los cementerios de la ciudad; al mismo tiempo, el distrito de Les Halles sufría de enfermedades debidas a la contaminación por el manejo inapropiado de estos cadáveres, especialmente en el cimetière des Saints-Innocents (Cementerio de los Santos Inocentes).

Desde el primer día de su creación, las Catacumbas causaron curiosidad. En 1787,  Lord of d’ Artois, fue allí, en compañía de las damas de la Corte. Al año siguiente, se menciona la visita de la señora de Polignac y Señora de Guiche. En 1860, Napoleón III, fue allá con su hijo.

Aproximadamente 15 meses fueron necesarios para trasladar millones de huesos provenientes de multitud de cementerios, lo cual se llevaba a cabo durante las noches, cruzando la ciudad en carruajes, finalizando en la década de 1870, acumulando los restos de aproximadamente 6 millones de parisienses.

Paredes de Catacumbas París

Las catacumbas de París volvieron a abrir el 14 de junio de 2005, después de varios meses de cierre para el trabajo. La iluminación fue revisada, y se consolidaron los arcos y las paredes con los huesos recolocados.

La visita

Aquí lo mejor es que viváis la experiencia por vosotros mismos, porque merece la pena; de todas formas, a continuación encontrareis fotos, consejos y datos de nuestra visita.

Warning Catacumbas Paris

Dirección: 1, avenue du Colonel Henri Rol-Tanguy, 75014 Paris

Entrada general: 8€ (reducida: 6€ y jóvenes (14 a 26): 4€). Otras tarifas.

Métro et RER B : Denfert-Rochereau

Bus : 38, 68

Lo primero es bajar los 130 escalones que nos llevan hacia el primer nivel donde podremos ver una exposición con fotos sobre la historia de las catacumbas, un primer acercamiento, para luego adentrarnos en los primeros túneles, que nos lleva a ver algunas esculturas que se hicieron en la roca.

Esculturas en Catacumbas

El mapa de las catacumbas, os lo darán con la entrada, aunque aquí tenéis otra referencia.

A continuación, comienza las verdaderas catacumbas, donde los pasillos son huesos y calaveras, lo que puede provocar en algunas personas cierta sensación de agobio, unido a que la temperatura son 14º con mucha humedad. Por cierto, durante la visita, que son unos 45 minutos, no hay aseos.

Se continúa con la visita, llegando a algunas criptas, perfectamente indicadas con letreros y a pasadizos más estrechos donde te acompaña una sensación de miedo, por pensar qué es aquello y dónde estás, pero sobrepuesto de eso, me pareció muy interesante toda esa zona.

Huesos Catacumbas B/N

Y para finalizar, pasas por 200 metros estrechos rodeado de calaveras, sinceramente, en esa zona dejé de hacer fotos, me pudo más el respeto que la curiosidad. La visita finaliza con un largo corredor que te lleva a 83 escalones de subida que te vuelven a dar acceso a la calle, eso si a varios cientos de metros de la entrada original.

Aquí finaliza nuestra experiencia en las catacumbas, lo mejor será que lo viváis por vosotros mismos y luego la compartáis.

Mapa de las Catacumbas de París

Mapa de las Catacumbas de París

O si ya lo habéis hecho, ¿qué os pareció?

Otros datos, curiosidades y mitos